Blog 
El Análisis
RSS - Blog de Alejandro Vidal

Sobre este blog de Deportes

Un espacio en el que analizar todo lo relacionado con el RCD Mallorca: fichajes, encuentros, jugadores, temas institucionales, etcétera.


Archivo

  • 30
    Noviembre
    2013

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    Llorenç Serra Ferrer suelta lastre

    Como diría mi compañero y amigo Matías Vallés, recuerden dónde leyeron ustedes antes de todo lo sucedido ayer, que el Mallorca es una institución ingobernable. Y lo es, en primer lugar y por encima de otras consideraciones, porque nadie puede pretender imponer su ley con sólo un cinco por ciento del capital. Las bisagras existen, pero siempre terminan chirriando y no hace falta poner ejemplos, pues algunos de ellos los encontraríamos entre rejas.

    El apoderado a secas que ayer viajó a Eibar con el equipo ha repetido la negación bíblica de San Pedro. Primero negó a Cladera para hacerse con el poder, después a Utz Claassen para destituir a Serra Ferrer y, finalmente, a este último al desmentir, una vez más, un acuerdo verbal que, a falta de firma, tampoco parece tener ningún valor. Pero al desprenderse del prefijo “co”, el pobler ha soltado un lastre importante y, al rectificar, se ha convertido en sabio y también en un directivo libre.
     
    El mallorquinismo sangra. Ninguna sociedad ni empresa puede avanzar sin estabilidad social. Pero hay situaciones imposibles de reconducir hasta que no se han deteriorado en su totalidad. Por eso, la profunda grieta abierta ayer en el mismísimo corazón del club puede que no sea tan mala. El sobrante de carga es mejor arrojarlo por la borda y, en definitiva, la tripulación, igual que en “Rebelión a bordo” empieza a tener muy clara la personalidad de quien pretende ser el capitán sin haber pasado ningún examen.

    No sólo en el seno del consejo de administración del Real Mallorca SAD se han clarificado posturas y se han desenmascarado a sí mismos los personajes. Toda la sociedad mallorquina ha abierto los ojos dispuesta a otorgar al aspirante a César lo que le corresponde: indiferencia.

    La amenaza de querella contra el prestigioso abogado Miquel Coca, acusado injustamente de filtrar información a esta casa -como podemos demostrar si fuera necesario- sólo cabe entenderse como una astracanada más de imprevisibles y fatales consecuencias para la SAD. Espero que el consejo de administración o, mejor dicho, el resto del mismo, no haya aprobado otra barbaridad a sumar a las muchas, demasiadas, que ya se han cometido en los últimos tiempos en nombre de la tripa, que no del corazón, y sin ningún cerebro.

     

    Denunciar
    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook