Blog 
De Grastronomía
RSS - Blog de Antonio Jesús  Gras

El autor

Blog De Grastronomía - Antonio Jesús  Gras

Antonio Jesús Gras

Cocinero y profesor de cocina. Antiguo pirata, con deseos de encontrar tiempo suficiente para poder escribir y leer todo lo que quisiera. Veneciano de adopción. Canario de orígen. Sueña con retirarse en la isla de El Hierro.

Sobre este blog de Mallorca

Noticias, recetas, libros, acontecimientos, catas varias, vinos, comentarios personales sobre el bien y el mal de algunos aspectos de la gastronomía que me preocupan. Siempre desde un óptica muy mía. Sin pelos en la lengua.


Archivo

  • 13
    Abril
    2011

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    SLOW FOOD Y MURCIA


     

     

     

    Hace unos días, en una terraza y en conversación de café con mis amigos teatreros, salió el tema del Kilómetro 0, de Slow Food. Es un tema que me ha interesado mucho, y miren ustedes por donde el bueno de Pedro Pedreño me envía la invitación para la presentación del convivium de Murcia el día 14 de Abril, a las siete de la tarde, en los locales que el Toxo Pepe Carvalho tiene en la calle Polo de Medina.

     

    Slow food es una asociación ecogastronómica sin animo de lucro fundada en 1989 para

    contrarrestar la fast food y la fast life, impedir la desaparición de las tradiciones gastronómicas locales y combatir la falta de interés general por la nutrición, por los

    orígenes, los sabores y las consecuencias de nuestras elecciones alimentarias”.

     

    Con la propuesta Kilómetro 0, de la que ya hemos hablado aquí alguna vez, lo que trata Slow Fodd es reactivar el consumo de productos de nuestra cercanía, en detrimento de los productos que viene de lejos. Acercarse a lo propio. Fomentar estacionalidad y consumos racionales.

     

    No sólo son posiciones que interesan al profesional del sector de la hostelería. En absoluto No lo piensen ni por un momento. Son posiciones que nos interesan a todos. Por ello se los traigo aquí. El cuidado y la atención hacia lo cercano es un deber obligatorio para todos. Que revaloriza lo que ha existido siempre y nos alerta de los peligros con que nos encontramos al dejar de valorar, de cuidar, de exaltar. Porque las producciones agroalimentarias,  marinas, cárnicas, sean del tipo que sean, lo que muestran es las características de las tierras que nos han visto crecer y que por el motivo que sea, o estamos dejando que se pierdan, o no las mantenemos vivas con la fecundidad necesarias.

     

    El catálogo de productos que se han ido perdiendo es alarmante. Recordemos esas fresillas repletas de aromas y sabor, esos melocotones que podían perfumar estancias y señalaban un calendario estacional absolutamente determinado. Pues esos dos ejemplos apenas son nada con los productos que en millones de lugares del mundo, por desidia, ignorancia, abandono o comodidad, estamos posibilitando que desaparezcan, con lo que a lar larga será nuestra historia la que comience a tener lapsus de memoria terribles que no solo nos harán más pobres en nuestras narraciones de quien éramos, sino que hará más estrecho y minúsculo el catálogo de las emociones que desprenden las geografías que nos ha tocado vivir. Y ya saben que nuestra obligación no radica únicamente en pasar por aquí, sino en tratar de conservarla y recuperar las cosas que aquí existían. Así que no pensemos que Slow Food, o las propuestas de Kilómetro 0 están destinados al mundo profesional de la hostelería, sino a cualquier ser humano que se considere vivo, activo y con necesidad de conocer su historia  y geografía cerca de su alimentación.

     

    Si están más interesados no duden en visitar la página  www.murcia.slowfood.es, o escribir y llamar a los teléfonos que les indico:murcia.slowfood@gmail.com+(34) 636 000 212/ 678 408 617. Todo sea por una gastronomía más responsable y racionalizada. Todo sea por un mundo que no olvida, ni quiere, lo que ha sido y lo que puede ser.

     

    Denunciar
    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook