Blog 
APÓCRIFOS CARPETOVETÓNICOS
RSS - Blog de Francisco J Caparrós

El autor

Blog APÓCRIFOS CARPETOVETÓNICOS - Francisco J Caparrós

Francisco J Caparrós

DIPLOMADO EN EDUCACIÓN SOCIAL, EXPERTO UNIVERSITARIO EN AUTOCONOCIMIENTO, EMOCIONES Y DIÁLOGO, Y MIEMBRO DEL MOVIMIENTO SOCIOEDUCATIVO ELAUVO.

Sobre este blog de Deportes

ARTÍCULOS DE OPINIÓN


Archivo

  • 05
    Agosto
    2012

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    Entre tirios y troyanos

     

    Mucho estaba tardando la nueva cúpula de Radiotelevisión Española, en cesar a la periodista Ana Pastor de la dirección de su programa “Los Desayunos de TVE”. Pero lo cierto es que, por mal que nos pese a tantos la noticia, deberíamos congratularnos, si así fue, de que declinase la contraoferta que la cadena, supuestamente, le formuló para dirigir un programa semanal de entrevistas. Esa ha sido, sin duda alguna, la mejor muestra de honestidad que se podía esperar de la brava informadora, cuya integridad no se ha forjado en la batalla para acabar llevando correajes como un vulgar jamelgo.

    Sus preguntas, incisivas pero en ningún caso malintencionadas, no han dudado en formularse exentas de ambages. Porque en sus polémicas interviús, la periodista tan solo se ha limitado a extraer todo el jugo al personaje que tenía delante. Como Dido, reina de Alejandría, jamás ha hecho distinciones, y eso la ha convertido en una directora de informativo versátil y audaz, pero sobre todo con una fama de proba que deja en entredicho la arbitraria decisión de Julio Samoano, o de quienquiera que la haya tomado.

    Ya lo dejó caer sibilinamente María Dolores de Cospedal, de eso hace un año, frente la propia Pastor y ante millones de espectadores, al criticar la neutralidad por defecto de los servicios informativos del ente público, para a continuación quedarse más ancha que larga tras la boutade. Pero por fortuna, no todos pensamos igual que la presidenta de la Junta de Comunidades de Castilla- La Mancha, y creemos que una profesional de la altura de Ana Pastor no ha de tener problemas para encontrar acomodo en un medio plural y sin subterfugios donde, en honor a la verdad, a las cosas se las pueda llamar por su nombre sin temor a posibles represalias.

    Francisco J. Caparrós

     

    Denunciar
    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook