Blog 
Al azar
RSS - Blog de Matías Vallés

El autor

Blog Al azar - Matías Vallés

Matías Vallés

Matías Vallés (Corea, 1958). Licenciado en Ciencias Químicas, con Premio Extraordinario. Profesor de Química-Física en la Universitat. Se formó periodísticamente vendiendo diarios en semáforos –frente a la Catedral–. Pese a sus primeras crónicas de baloncesto en ‘Diario de Mallorca’ (1983), se le pe...

Sobre este blog de Mallorca

Este blog recopila todos los artículos que publico en Diario de Mallorca


Archivo

  • 10
    Octubre
    2013

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    El jefe Bauzá se enfrenta al PP

    El programa de las juventudes de la CEDA de Gil Robles incluía el punto “Nuestros jefes nunca cometen errores”. Si existiera la mínima sospecha de que Bauzá ha leído un libro, deberíamos acusarle del plagio de un lema que lleva tatuado junto al “Viva España” de ordenanza. El farmacéutico ha incumplido hasta el elemental objetivo de déficit, pero jamás se ha equivocado. Y sobre todo, le excita la palabra “jefe”, de traducciones tan sugerentes a los idiomas del TIL o Tratamiento Integrista de Lenguas. Al fundador del PP castellanobalear le indigna esta definición, porque considera infamante el apéndice “balear”. Llegó al poder contra Mallorca, sin reparar en que este extraño hábitat incluye a sus votantes.

    Bauzá protagoniza por méritos propios la mayor expresión de rechazo jamás alcanzada por un presidente autonómico. Camps debe palidecer de envidia, Matas respira aliviado tras perder el liderato. Tal vez porque la inexistencia de una oposición en condiciones favorece las discrepancias internas, el PP balear se ha sublevado contra el jefe infalible. Las declaraciones de los alcaldes de Palma o Pollença, por no hablar de la abstención en Llucmajor, dejan boquiabiertos a quienes hemos admirado el monolitismo del partido natural de Balears. El enfrentamiento interno no sólo demuestra que los líderes locales son más sensibles y decentes que el farmacéutico, también transparenta el caos en el partido donde bastaba con descolgar un teléfono imperativo desde el Consolat.

    El jefe Bauzá es el único mallorquín convencido de que, si le votan cien mil mallorquines, es porque piensan como él. Esta autosuficiencia demuestra que no es mallorquín, y que odia tanto su cargo como la configuración autonómica que se lo concede. Aupado a la presidencia del PP por incautos como Jaume Font o Antoni Pastor, creyó que los alcaldes del PP eran tan fáciles de engañar como los líderes regionalistas. No atendió a las advertencias de sus ediles porque el jefe Bauzá sólo se escucha a sí mismo, y se encuentra irresistible.

     

    Denunciar
    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook