Blog 
Al azar
RSS - Blog de Matías Vallés

El autor

Blog Al azar - Matías Vallés

Matías Vallés

Matías Vallés (Corea, 1958). Licenciado en Ciencias Químicas, con Premio Extraordinario. Profesor de Química-Física en la Universitat. Se formó periodísticamente vendiendo diarios en semáforos –frente a la Catedral–. Pese a sus primeras crónicas de baloncesto en ‘Diario de Mallorca’ (1983), se le pe...

Sobre este blog de Mallorca

Este blog recopila todos los artículos que publico en Diario de Mallorca


Archivo

  • 15
    Octubre
    2014

    Comenta

    Comparte

    Twitea

    El Govern crea radicales

    Hay que estar muy aburrido para invadir una conselleria. Por tanto, la única explicación del asalto a la sede de Educación a cargo de 44 estudiantes es que alguno de ellos aspira en el futuro al puesto de conseller. Grábese pues sus nombres, mientras decide si el traslado de la algarada desde la esfera académica a la penal es más jocoso que antidemocrático. El fiscal y la juez se han limitado a cumplir con su cometido salomónico, sin disimular cierto embarazo porque casi todos hemos sido veinteañeros indignados que en cada puerta adivinábamos una argolla. Sin embargo, el Govern Bauzá desaprovechó la retirada de las penas de prisión para veinteañeros inconscientes, por parte del ministerio público. Insistió en encarcelar a sus ciudadanos, una doctrina frecuente en el ejecutivo que solo sirve para radicalizar a la población. Ni Cañellas ni Matas hubieran incurrido en este error, porque solo veían el Consolat como un negocio. El actual president quiere que además sea un cuartel.

    Por muchos vídeos de que se disponga, no se puede equiparar el comportamiento de 44 personas. Ni siquiera de dos, véanse las arduas disquisiciones sobre Urdangarin y Cristina. La sentencia a los nuevos mártires insiste en media docena de ocasiones en que "interrumpieron e impidieron la normal actividad" de la conselleria. Sin duda, la productividad del Govern en 2012 se resintió irreversiblemente por las dos horas de ocupación. Sin embargo, nadie ha llamado a la policía cuando la actual consellera de Educación se pasaba 150 días al año fuera de su despacho y de vacaciones en Menorca.

    El argumento más sólido a favor de una condena reside en el alumno que, llegado a la cuarta planta del edificio, "tocaba un violín". Hasta aquí podíamos llegar, una interpretación musical en la conselleria de Cultura del PP constituye la prostitución más insultante desde la llegada del régimen autonómico. Cuando escucha un instrumento de cuerda, el Govern echa mano de su pistola o de sus guardias, porque el diálogo no figura en su arsenal.

     

    Denunciar
    Compartir en Twitter
    Compartir en Facebook